La Asamblea aprieta a Cifuentes para que se querelle contra los crímenes franquistas en Madrid

La Asamblea de Madrid ha pedido, pese al voto en contra de PP y la abstención de Ciudadanos, que la Comunidad de Madrid interponga una querella criminal para que se investiguen los crímenes contra la humanidad cometidos por parte de la dictadura Franquista. Así, mediante una Proposición No de Ley tratada en el Pleno de la Cámara regional, los grupos parlamentarios han solicitado a la Comunidad que interponga una querella criminal ante los Juzgados de Instrucción de Madrid a efectos de que se investiguen los crímenes contra la humanidad cometidos por parte de la dictadura franquista y en el período comprendido entre el 17 de julio de 1936 y el 15 de junio de 1977, que afectaron a los vecinos de la región, se determinen las circunstancias en qué fueron perpetrados, quiénes fueron sus responsables directos y mediatos y, en su caso, adopten las decisiones oportunas. De tal forma, se pide dar traslado del presente acuerdo al Juzgado Nacional de lo Criminal y Correccional Federal número 1, de Buenos Aires a cargo de la jueza María Servini de Cubría, a fin de que surta los efectos que procedan de la querella 4591/2010, denominada «N.N por genocidio y/o crímenes de lesa humanidad cometidos en España por la dictadura franquista». Además, la Cámara regional pide al Ejecutivo de Cifuentes que estudie la posibilidad de firmar convenios con el tejido público universitario madrileño con el fin de facilitar la investigación, recogida de documentación y testimonios sobre la violación de Derechos Humanos en la región de la Comunidad de Madrid durante la Guerra Civil y el Franquismo. Una «asignatura pendiente» En el debate parlamentario han estado presentes miembros de asociaciones así como el tercer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Madrid, Mauricio Valiente. Esta es, además, una iniciativa que se ha debatido en otros parlamentos y consistorios. Así, el diputado de Podemos ha comenzado su intervención señalando que está es una cuestión «de presente y futuro» y no de pasado y clave para hacer un «país más digno, más democrático, que garantice que no van a ocurrir las tropelías del pasado y que éstas no van a quedar impunes». Para Padilla, la Comunidad tiene «una asignatura pendiente con la Memoria Democrática» y para argumentarlo se ha apoyado en que al empezar la Legislatura pidieron una declaración institucional que condenara el Golpe del 36 y el «PP no lo tuvo a bien»; en que la oposición instó a la Comunidad a que aprobase una ley autonómica de Memoria Histórica pero el Gobierno «no ha movido ni un ápice» y por último en que Podemos presentó una iniciativa para poner una placa en la Real Casa de Correos, antigua Dirección de Seguridad, en conmemoración a los que sufrieron «un sin fin de tropelías» allí que finalmente no salió. En este punto, el parlamentario de Podemos ha afeado a la presidenta regional, Cristina Cifuentes, que al visitar la exposición «Auschwitz. No hace mucho. No muy lejos» indicase que no había que olvidar puesto que a su parecer, aunque eso está bien, el problema es cuando solo se tiene «memoria para la violación de derechos humanos fuera» del país.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: